Bienvenido(a), Visitante. Por favor, ingresa o regístrate.
06 de Abril de 2020, 17:45:33
Inicio Ayuda Buscar Ingresar Registrarse
Noticias: Bienvenidos al foro de www.seron.tv

+  seron.tv
|-+  Foros www.seron.tv
| |-+  Presentaciones
| | |-+  Presentación de José Antonio Cruz "Cañas"
« anterior próximo »
Páginas: [1] Ir Abajo Imprimir
Autor Tema: Presentación de José Antonio Cruz "Cañas"  (Leído 1518 veces)
PC
Visitante
« : 30 de Agosto de 2010, 23:38:23 »

Como él tiene alergia a estas máquinas, y por supuesto con su permiso, os transcribo aquí las memorias de infancia de José Antonio que tiene escritas a mano. Si no es el lugar adecuado, ruego que sean trasladadas a su lugar debido.

RECUERDOS

Por sus empinadas calles
corría y saltaba mi infantil alegría,
del pueblo a la cueva,
de la cueva al pueblo.

La cueva, una segunda casa,
la casa de mis abuelos:
qué recuerdos, mi azada,
la platera y los consejos de mi abuelo.

Don José María, el maestro,
Saturnino y don Alejo,
mis amigos Antonio “el Chorrillo”
y Paquito el Zapatero.  

El tío Cuadrao, el compadre de mi abuelo,
Vicente y María, otros padres, y otros hermanos, sus hijos,
el Cabo Arenas, Justo el Guardia,
el Alcalde, el Sacristán y hasta Antonio  “el Molinero”.
Echan una de Tarzán, han venido Titiriteros,
la banda toca en la plaza el Domingo tras la misa,
está próximo el verano, Saturnino ya hace chambi
y ayudando a Pepe afeitando a los mineros.

Se acerca la Navidad.
¡Me toca el horno el jueves por la mañana!
decía mi madre y yo iba y le ayudaba,
esa galleta está rota, y yo me la liquidaba.

La zambomba, la cazuela, el tenedor, la cuchara,
a cantar los villancicos, a llamar casa por casa,
a pedir el aguinaldo,
peladillas, mantecados, mistela, y así a la Misa del Gallo.

José Antonio, está lloviendo, ve y recoge la cabra,
han salido las morcillas,
baja a la tienda unas cuantas,
qué buenas, qué poco duran, y otro día más que pasa.

Hoy hay partido de fútbol,
los entrena Pepe Plaza,
Las Eras se llenarán, han fichado a dos de Baza
y viene Tíjola a jugar, “a ver qué pasa”.

Mi pueblo, mi infancia,
mi primera comunión, y mi internado en Baza,
hay calostros pues ha parido la cabra
y esta noche hay desparfollo, y la Herminia está invitada.


La Plaza Nueva, el Cantillo,
el barrio alto, la Alconaiza,
nos iremos a la aljibe, el domingo de mañana
y esta noche radio Andorra, a ver qué discos nos cantan.

Y llega Semana Santa,
el Rosario de la Aurora,
San Juan y la Virgen Santa,
y el Viernes el Santo Entierro y se acaba la semana.

Qué alegría, las vacaciones,
me voy a Albox esta semana,
allí qué bien lo pasaba,
mis abuelos, tíos y primos, la Flor, “saldrá la rambla”.

Ya está el cine de verano,
al estanco a despachar picadura y un Jean,
cántaros de agua, los caños
y mañana es Martes, de “Mercado”.

Al camión, vamos a Águilas,
vamos una temporada,
qué higos tan dulces,
qué bonita está la playa.

Hay que volver a Serón
que será quince de Agosto en menos de una semana
y la Virgen de los Remedios
nos espera puesta en andas.

Las fiestas, la procesión,
tiro al blanco, los columpios,
carreras de bicicletas, fútbol,
¡la orquesta trae vocalista!

En la Plaza Nueva hay baile
y han hecho cuerva,
hay que ir pronto, pues no quedarán mesas;
y después a la caseta de los churros ¡que son fiestas!

Es Viernes, pues hay Mercado,
la manta por veinte duros
y le regalo tres peines,
qué me das por los conejos, que son tiernos.

Lola, dame una libra de azúcar
y ponme un cuartillo de aceite,
otro cuarto de tocino
y apúntamelo hasta el viernes.

¡Hay que ver qué truenos,
hay que ver cómo llueve,
qué fuerte que baja el agua,
que se lleva los melones!

Y el tío Paco, el Alcalde,
y Luis Tocina el posadero,
sentados ven cómo pasan
las gentes hacia la Plaza.

Teresa, ¿está aquí mi madre?
Pero el “toto” ese solo le gustaba
hasta que pasó una máscara,
se lo llevó y “hala”.

Pedro no te bañes, que se te nota en la cara
y a la mamá no la engañes,
hasta que un día lo cogió,
fue allí en Santa Bárbara.

Tita María, qué bonita está la luna.
Si, imposible de alcanzarla,
hasta eso me han robado,
se atrevieron a ultrajarla.

Que viene el Gobernador,
que se haga un arco en la Plaza,
ropa limpia y bien peinados
y la bandera desplegada.

Otro día, el que vino fue el Obispo,
y más fiesta allí en la Plaza,
y la procesión del Corpus Christi
y las calles se adornaba.

Haz un ramo con cilindros
y que lleve rosas blancas,
que es mes de mayo y las flores
a la Virgen hay que acercarlas.

José Antonio, vete al horno y recoge la cuajadera
y a cenar que ya es tarde,
ya voy, cuando acabe Supermán
y que venga Pedrín a ayudarme.

Qué nevada, a ver si llueve y arrastra la nieve,
a jugar al anchurón, y tu juegas con nosotros
y no me metieron ni un gol
y eso que era el más pequeño.

Flora, que me he manchado,
límpiame y que no se entere mi madre,
que quieren cerrar las minas
y  el ambiente está que arde.

Los baldes llenos de hierro camino de la estación,
es el día de los hornazos, la Virgen de la Cabeza,
la fritada está muy buena,
moja un poquito de pan.

Era pelirrojo el cura y se llamaba don Luis,
pasa la pelota, que tengo la sotana remangá
y Antoñín quería jugar, que es de noche vamos ya,
y un día más.

La tartana, a la Estación
al correo de las cuatro, o al mercancía de las diez,
Diego mira si viene un paquete de Granada,
mañana a la escuela otra vez.

Es Domingo por la tarde,
al bar de Puerta la Iglesia a sentir el carrusel;
el Valencia y el Bilbao han perdido
y el Madrid y el Barcelona han empatado a tres.

Son las niñas de Lola Cañas
las que aprenden a coser, si:
Remeditos, Carmencica, la Mati y algunas más,
y luego las de la comparsa, y las del teatro además.

Arturo, que le pongas herraduras a la yegua,
“que tu ya no pitas como anteayer”,
cantaba Pepe el de Carmen Oller
¡ay qué churros más buenos”

Y María también hacía fideos,
está el brasero encendido
y preparadas las cartas,
esta noche canto las cuarenta en espadas.

Y Ricardo el practicante,
hay que ver como pinchaba,
Blas que mañana te toca a ti descargar el camión,
que los pililes lo hicieron la semana pasada.

Y Antonio el Tomate, y el Chavo,
Angelín y el otro Paco,
don Francisco se llama,
es el nuevo párroco.

Don Juan el de la Botica
y el aceite de ricino,
anda que he hecho flan, repela la perola
y yo así obligado cumplía con mi destino .

Hala, a buscar reviejos al campo,
que esta noche hay que quemar los hachos
¡cuidado no te quemes la ropa!
Tranquila, que soy cauto.

Y el Leo, ha hecho un coche de juguete
y un tren, qué manos que tiene,
Juanito si me dejas una vuelta
te digo lo que mañana te traerán los reyes magos.

Hazme la cena pronto
que voy a dormir temprano,
mañana a las seis sale la alsina
y al campamento de verano.

Y el abuelito, abuelita,
en la gualeja, que están labrando,
pues si me apresuro llegaré a tiempo,
me subiré en la tabla y me iré paseando.

Yo soy el zorro, zorrito, para mayores y pequeñitos,
es que hemos comprado una radio
y Matilde, Perico y Periquín,
aquí Radio Andorra con discos dedicados.

Y a la Sierra, con los tratos,
qué viaje, qué experiencia ¡aquel rosario!
qué  buenas las cerezas, pero qué calientes,
te doy el pollino, por tu mula y cien duros a cambio.

Ha venido el Paquito, el de Caniles,
con el que bien me lo paso,
y otras veces, yo a Caniles
y con la autedia vamos jugando.

Ten cuidao con esa higuera,
que los higos están muy altos,
eso me decía mi abuelo;
y yo, por desobediente, caí y por poco me mato.

Al trillo lo tiraban cuatro mulas,
quiero llevarlo solo, abuelito,
tu pesas poco, hazme caso, y no le hice caso,
no hay prisa hijo, estás tu solo, a desenredarlo y cuando lo acabé, ¡qué abrazo!

Tía Paca, saque la fuente del pescao,
ir hijos que cuando volváis lo  tendréis preparao,
y con mi taco de madera rompía las olivas de cuatro en cuatro.,
José Antonio lávate las manos que tienes que hacer un mandao.

Con el pan apoyao en el cuerpo
y el cuchillo en la otra mano
mi abuela Paca salía, qué quieres pa´ merendar,
choricillo, jamón o tocino blanco.

Lola que me voy, anda siéntate un poquito,
y cuatro horas después la Pepa no se había ido,
qué bien se lo pasaba en casa,
que han apedreado al Tíjola, Cabo Arenas, yo no he sido.

¡Cuánto quería a mi compadre Vicente!
Y no quería menos a mi comadre María,
que paren los caballitos, que he comío melón de agua,
yo no he empezao primero, yo sólo me defendía.

Qué corte más límpio, no hay sangre,
yo no sé cómo ha pasao,
en brazos a la casa de Ricardo
y con unos cuantos puntos la rodilla ha reparao.

Lola, que me quedo a dormir, a ver si viene el “listero”
y María se enfadaba… nunca me toca a mí.
Voy a Murcia a examinarme,
año bien aprovechado, aprobé
 
Mira que se lo decía, Pedro cuidado con la mula,
y como no hizo caso pues un brazo le rompió.
¿Y con lo de la Guzzi?
Si vas a jugar llévate al Juanito, y “yo a correr”.

Qué vena me ha picao,
con qué claridad recuerdo, desde entonces
cuántas cosas han pasado,
quiero volver allí y disfrutar del escenario.

El castillo en lo más alto,
Plaza nueva, la de Arriba y la del pescado,
todas tus calles empinadas hacia el cielo,
allí, en Serón, allí fueron realidad estos recuerdos.

En línea
seronero
Visitante
« Respuesta #1 : 01 de Septiembre de 2010, 21:06:27 »

Hola José Antonio, me ha emocionado comprobar en tus versos que el recuerdo de Serón se mantiene vivo en los hijos de Lola Cañas, después de más de cincuenta años que hace que os fuisteis a Barcelona.
Por tu hermano Paco supe de la muerte de Pedrín, al que recordaré siempre con cariño y que tu madre vive aún con noventa y tantos años.

Has citado en tu poema las visitas del Gobernador al pueblo y me ha venido a la cabeza una historia que recordarás porque la viviste en directo.

Fue más o menos así:
Estas visitas se anunciaban con tiempo en diferentes bandos para que todo el pueblo acudiera a la Plaza y acompañaran al pesonaje en el recorrido.
Pues bien, llegó a la Plaza nueva y el Alcalde Paco Tocina le hizo entrega de cuatro o cinco jamones que fueron introducidos en el maletero del coche oficial; tras los saludos protocalarios, salió la comitiva camino de la Iglesia que era la siguiente visita, con todo el pueblo detrás.
Tras completar el itinerario volvieron a la Plaza para la despedida. El coche oficial estaba aparcado más o menos donde está hoy la Caja Rural y para sorpresa del Gobernador, Alcalde, demás autoridades Civiles y Religiosas y todo el pueblo allí presente, los jamones habían desaparecido del maletero.

Yo me imagino la situación, el alcalde sudando, el sargento de la Guardia Civil queriendo que se lo tragara la tierra. En fín una situación cómica comentada durante años.

¿Y quiénes fueron los responsables?. Con mucho gusto lo diría, porque se trata de un acto que se puede considerar heróico tratándose de mediada la década de los cincuenta, pero me lo reservo porque puede ser mal interpretado por algún familiar ya que los responsables están fallecidos.

También recuerdo otra historia de los Cañas, referente a un hermano de tu padre que se llamaba, si no me equivoco Pepe.
Una noche se subió por el muro al jardín del Rulito a comerse una gancha de uva y cuando estaba trepando, el muro se vino abajo y se quedó enterrado en el escombro, sus gritos fueron escuchados en la noche y pudo ser rescatado, después de quitarle diez toneladas de piedra que tenía encima.

Bueno José Antonio, me alegro de haberte encontrado en este foro después de tantos años y te animo a que sigas colaborando con tus Recuerdos de Serón

Un abrazo para todos vosotros de José Luis, hijo de Encarna y Luis el Molinillo.
En línea
seronero
Visitante
« Respuesta #2 : 25 de Septiembre de 2010, 08:29:38 »

Después de contestar el poema, recibí un mensaje de un amigo en el que me decía que José Antonio Cruz Teruel había vuelto a Serón hace algún tiempo y que vivía en un piso, encima de la ferretería de Vicente.

A José Antonio no lo había visto desde hacía más de cuarenta y cinco años, pues yo era muy pequeño, pero el jueves me lo encontré en la Plaza y de momento supe que era él. Naturalmente, era imposible que me reconociera, por tanto me presenté y estuvimos hablando de los recuerdos, de nuestras familias, etc.

Yo sabía que los dos hijos mayores de Lola Cañas siempre fueron personas emprendedoras. A principios de los sesenta, cuando la televisión empezó a extenderse, montaron en Barcelona una fábrica de aparatos que tuvo mucho éxito, la marca era REMEMBER, de los que algunos llegaron a Serón y sus anuncios eran fácil de encontrar en cualquier periódico deportivo de ámbito nacional.

Es una persona educada, amable, con don de palabra y en unos minutos me contó una serie de acontecimientos personales que me impresionaron de verdad.

Rápidamente observé que está en posesión de una memoria extraordinaria porque me preguntó por todo el pueblo y me contó anécdotas de su infancia, de sus amigos etc. Lástima que desprecie internet, porque podíamos disfrutar mucho leyendo sus recuerdos de un Serón de hace sesenta años.

Perdió  una pierna al ser atropellado por un tren y  padeció graves enfermedades, pero todo esto, que sería normal en cualquier persona por la propia condición humana, en José Antonio supuso un hecho extraordinario porque tras una grave dolencia, despertó en posesión de unos dones especiales para ayudar al prójimo en sus enfermedades y a partir de ese momento está centrado en esa labor.

Me mostró la palma de su mano derecha y la tiene cubierta de unos puntos rojizos, entonces me la aproximó al cuello y pude apreciar que desprende mucho calor, hasta el punto que tuve que apartarme porque me quemaba. La transmisión de ese calor a la parte enferma del cuerpo, es lo que produce, según él, la sanación.

Se define como “sanador” y recibe a personas de toda España que vienen buscando solucionar sus problemas de salud.

Yo particularmente no creo en estas cosas, porque las averías de mi esqueleto las resuelven magistralmente dos seroneros de mucha categoría, Remedios, esposa de Membrive y Enrique de Anita Parra, pero el hecho que yo no crea, no quiere decir que no sea cierto que cure a la gente, es posible que esté equivocado al respecto.

Bueno pues José Antonio está en Serón desarrollando esa función y yo le deseo que sea muy feliz en este regreso a su pueblo después de más de cincuenta años y que la suerte le acompañe a él y a todas las personas que acuden a su casa con alguna esperanza.

En línea
Páginas: [1] Ir Arriba Imprimir 
« anterior próximo »
Ir a:  


Ingresar con nombre de usuario, contraseña y duración de la sesión

Impulsado por MySQL Impulsado por PHP Powered by SMF 1.1.16 | SMF © 2006, Simple Machines XHTML 1.0 válido! CSS válido!
Página creada en 0.045 segundos con 16 consultas.