Los cañillos de Serón.
La importancia del agua en Serón a través de sus cañillos. Si estos hablaran podrían contar muchas historias y anécdotas.

Quizás el cañillo más representativo de Serón en su día fue el de la Plaza Nueva, desaparecido en la última remodelación de esta plaza. Hoy en día son cuatro los cañillos que hay en ella junto con una fuente central:


El cañillo del Barriohondo, donde mi hermano Serafín hacía de las suyas con los cántaros (cuando no los rompía, se orinaba dentro):



Serafinito de Remedios de Apolonia, con unos 3 años de edad, haciendo de las suyas.

El cañillo de la calle Real-Al-Cantillo:


El cañillo de la calle Sastres:


En la calle Real, a la altura de la calle Quesadas:


El cañillo y abrevadero de bestias de la Plaza de los Remedios dispone de un amplio pilar donde bebían los animales en su idas y venidas del campo:


Siguiendo con la cultura del agua, llegamos a la Plaza de Arriba. En su centro encontramos una bonita fuente:


Junto a la Iglesia, en la calle Don Juan de Austria (o Cuesta de los Muertos -o Vencidos-), en la parte alta de la calle nos encontramos con otro cañillo. Siguiendo hacia la parte baja de la calle encontramos el molino, único en la provincia en perfecto estado de funcionamiento y conservación:


Esta es la acequia (que también hace de lavadero) que lleva el agua al molino.
Por aquí entra el agua al molino, debajo de estas rejas de protección.
Con las piedras del molino.
La riqueza acuifera de Serón, en una provincia tan seca como Almería, es proverbial; en todos los barrios de Serón existen fuentes públicas; en la imagen, al día siguiente de la inauguración del caño de la Placeta. (Fotografía aportada por D. Néstor Ávila Pérez)

VOLVER