Serón - Los Sapos


El acceso es por caminos de tierra y entre una espesa vegetación. Por estos caminos llegaremos hasta la barriada de Los Sapos, disfrutando de nuevo de unas vistas de todo el valle y los llanos de Alcóntar y Granada.

En invierno hay que tener precaución por las nevadas, heladas o lluvias que originan charcos de barro y hielo en los caminos. La única persona que aún vive en esta pequeña pedanía de Serón, es el pastor, el Sr. Antonio Martínez (El Liebro) junto a su ganado en plena naturalez en una pequeña casita y disfrutando de su trabajo en un paraje precioso.


Fotografías (año 2005, ©Diego Pérez)

VOLVER